Bajar el precio de un producto

(Ver ejemplo)
ID PV Precio de venta R% R Rentabilidad C Costo de producción (precio reducido)
0 0,00 € 0 % 0,00 € 0,00 €
%
Historial de cálculo
ID PV R% R C
0 0,00 € 0 % 0,00 € 0,00 €

¿Cómo aplicar un descuento a un producto?

Si eres un empresario o emprendedor, seguramente tuviste o tendrás que ofrecer un descuento a tus clientes por la compra de un producto o servicio, y te habrás hecho preguntas como: ¿cuál es el procedimiento correcto para hacer un descuento y qué fórmulas tengo que aplicar? ¿Cómo afecta esto al IVA? ¿Tengo que eliminar el IVA primero y luego bajar el precio y agregar el IVA nuevamente?

En este artículo te ayudaremos a resolverlo.

Para comenzar, conoceremos los dos tipos de descuentos que más se utilizan. El primero de ellos es llamado comercial y se aplica en compras de contado. Son conocidas como pie de factura y al momento de contabilizar no se toma en cuenta el descuento.

Por otra parte, existe el descuento condicionado o financiero que ese ofrece para incentivar el pago oportuno del cliente. Por ejemplo; si el consumidor solicita un producto a crédito, tú le ofreces un descuento de 5% si lo liquida antes de la fecha de vencimiento. Este descuento si tiene implicaciones al momento de ser contabilizado.

Para entender mejor cada concepto, lo explicaremos con ejemplos.

Ejemplo descuento comercial:

Una empresa de venta de celulares quiere aplicar un descuento del 10% en un modelo de teléfono por la temporada de navidad. El precio del celular es de 1.000 euros y el cliente quiere conocer cuál es el valor total del producto, quitando el descuento y agregando el IVA.

El primer paso es conocer el valor del producto con descuento:

Valor del producto = 1.000 €

Aplicamos lo siguiente: 10% dividido por 100% = 0,20.

Luego, hacemos la resta

1.000 € (el valor del producto) x 0,90 = 900 euros. Este es el precio con descuento: 900 €

Ahora le agregaremos el IVA:

Total facturado = 1.089 €

Por lo tanto, el precio que pagará el cliente por el celular será de 1.089 euros y la empresa vendedora después de cobrar al consumidor, declarará 189 euros a la Agencia Tributaria.

Ejemplo descuento condicionado:

Retomando el ejemplo anterior, otro cliente decide comprar el mismo modelo de celular, pero en este caso; hará uso de su crédito para pagarlo en 2 años. La promoción del 10% no aplicará para este consumidor, pero se le ha ofrecido un 5% de descuento si lo paga antes de esos 2 años. A continuación, conoceremos el cobro total que se le aplicó:

Al momento de la compra, se le hace el cargo por el IVA

base imponible = 1.000 €

El costo total del equipo es de 1.210 euros y el IVA que se declarará a la Agencia Tributaria es de 210 euros.

Antes de concluir el plazo, el cliente regresa a liquidar la totalidad del monto del celular, haciéndose acreedor del 5% de descuento.

En este procedimiento, el descuento se realiza sobre el precio del celular sin IVA (1.000 €) porque ya fue declarado anteriormente.

precio sin IVA = 1.000 €

El monto del descuento es de 50 euros que se devolverán al cliente. Si queremos conocer cuánto pago en total por el celular con el IVA, realizamos la sumatoria de ambas cantidades:

Precio total = 950 € + 210 € = 1.160 €

El pagó al final de la liquidación del celular fue de 1.160 euros con IVA incluido.